no-cover

Lo que todos necesitamos saber sobre Infecciones de Transmisión Sexual

Like
317
0
Martes, 13 Septiembre 2016
Farandula

TRANSMISION SEXUAL

Mucho se ha hablado de la importancia de la educación en sexualidad, y aunque muchas personas sigan creyendo que es un tema de moral, la realidad es que hablar de sexualidad es, antes que cualquier otra cosa, un tema de Derechos Humanos, y particularmente, de salud. Por eso es tan importante que todos tomemos una postura de mayor conciencia, respeto, responsabilidad y cuidado frente a nuestra sexualidad, de manera que podamos visualizar con toda claridad cuáles son los factores que más nos vulneran, y cuáles son los recursos que nos pueden ayudar a prevenir las consecuencias adversas frente a las cuales se puede ver expuesta cualquier persona que elija vivir su erotismo y explorar su sexualidad, como es su derecho hacerlo.

salud sexual

A fin de que podamos vivir de manera plena y satisfactoria todas las prácticas sexuales que elijamos vivir, es indispensable que siempre lo hagamos de forma informada, segura y protegida, como también es nuestro derecho.

No obstante, los esfuerzos en materia de prevención y educación en sexualidad se han enfocado a disminuir las preocupantes cifras de embarazos adolescentes que se viven actualmente en nuestro país, pero que desafortunadamente han dejado algo opaca la relevancia de hacer frente a otro gran enemigo de nuestra salud sexual: las ITS, o Infecciones de Transmisión Sexual, a las cuales están expuestas todas las personas.

dia mundial de la salud sexual

Te explicamos qué son.

Las Infecciones de Transmisión Sexual (ITS) son padecimientos infecciosos que, como su nombre lo indica, se transmiten principalmente por contacto sexual sin protección (buco-genital, vaginal y anal). Pueden ser ocasionadas por diversos agentes etiológicos (hongos, bacterias, virus o parásitos), y cualquier persona que haya iniciado su vida sexual puede contraer este tipo de infecciones si tiene contacto sexual sin protección, es decir: sin uso de preservativo o condón.

Ahora bien, así como existe la posibilidad de que alguien tenga gripa, infección estomacal y conjuntivitis al mismo tiempo; es posible estar infectado con más de una ITS al mismo tiempo, y entre mayor número de parejas sexuales tenga una persona, mayor es el riesgo de contagio y transmisión de una o varias ITS.

No todo es negativo, existen buenas noticias:

La mayoría de las ITS son curables con un diagnóstico y tratamiento oportunos.

En el caso de las que son causadas por virus como herpes, hepatitis B, hepatitis C, VPH y VIH, no existe actualmente un tratamiento curativo, pero sí medicamentos que reducen el avance de la infección, sus síntomas y complicaciones.

Lamentablemente, algunas ITS son asintomáticas, es decir: no hay síntomas, y la persona puede tener el microorganismo en su cuerpo y no saber qué es lo tiene, lo que aumenta los contagios. Por eso, si has tenido prácticas sexuales sin protección alguna vez en tu vida, o si tienes o has tenido diversas parejas sexuales, es recomendable hacerte pruebas de detección cada tres o seis meses. Entendemos que estos procedimientos da miedo, y el prejuicio y estigma social frente a nuestra sexualidad hace que muchas veces las personas “prefieran no saberlo”. Sin embargo, “no saber” el estado de salud nos impide hacer algo al respecto, y eso  es lo peor que puedes hacer por tu salud, por ti y por tu vida. No olvides que incluso para las ITS que no tienen cura se cuenta ya con tratamientos que puede llevar a la persona a una mejora excepcional en su calidad de vida, y ¿qué crees? También es tu derecho.

infecciones de transmisión sexual

¿Cuáles son los factores que incrementan los riesgos de contagio y transmisión?

1. Al tener relaciones sexuales sin protección (sin condón),

2. Tener múltiples parejas sexuales,

3. Utilizar jeringas y agujas usadas por otros (cuidado con los tatuajes y perforaciones en lugares que no cumplan con las normas de higiene pertinentes).

4. La gestación en madres seropositivas.

5. Usar transferencias de sangre no seguras.

6. Por los cambios hormonales y las nuevas sensaciones que se buscan explorar en ciertas etapas, como la adolescencia.

7. Por falta de información.

8. Cuando estamos intoxicados, por consumo de alcohol y/o drogas, ya que entorpece la toma de decisiones asertivas.

9. Al tener baja autoestima y necesidad de aceptación, ya que muchas veces caemos en conductas o prácticas de riesgo solo “por encajar”, “por quedar bien”, o por cualquier razón que tenga que ver más con cumplir las expectativas o deseos de alguien más, pasando por encima del bienestar y la salud personal.

infecciones de transmisión sexual

El uso de condón, ya sea para hombre o para mujer, la negociación del mismo, el abstenerse de tener relaciones sexuales, el autoerotismo (masturbación), el sexo seguro (caricias, besos tocamientos, frotamientos, sin contacto de fluidos genitales, semen y flujos vaginales), tener relaciones sexuales protegidas, son alternativas que tenemos al alcance para evitar llegar al contagio por vía sexual.

relaciones sexuales

Recuerda

Es importante que cuides tu cuerpo. Si estamos en una relación, es válido e importe pedir y ofrecer ese mismo cuidado a la pareja.

Si llegas a presentar síntomas: infórmate, busca ayuda, orientación y atención médica, así podrás acceder al tratamiento pertinente. No temas. Es por tu bienestar y salud.

Las prácticas erótico-sexuales requieren consenso y protección,  no sólo nos referimos al uso del condón, sino también a que te cuestiones cómo llevas tus decisiones sexuales y si estás tomando medidas adecuadas para preservar tu salud integral.

Es importante que todos adoptemos una postura positiva ante el condón (tanto para hombre como para mujer) ya que eso podría ser la diferencia entre salud y enfermedad, o entre vida y muerte. Tu salud sexual es tu derecho. Vívelo.

post relativos

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *